La investigadora del ICTA-UAB Gara Villalba recibe un ERC Consolidator Grant

El Consejo Europeo de Investigación (ERC por sus siglas inglesas, «European Research Council») ha anunciado los 291 ganadores de su convocatoria de subvenciones de consolidación.

El ICTA-UAB recibe un Erasmus + para un proyecto sobre educación superior e investigación en las reservas de la biosfera

Por primera vez en su historia, el Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales de la Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB) ha sido distinguido con cerca de 1 millón de euros por parte de la Comisión Europea a través del programa de financiación Erasmus+.

El ICTA-UAB contribuye a tender puentes entre ciencia y sociedad en el 100xciencia.3

El ICTA-UAB estuvo presente en el 100xCiencia.3 “Tendiendo Puentes entre Ciencia y Sociedad", el evento anual de la Alianza SOMMa que tuvo lugar el pasado 15 de noviembre en el CNIO de Madrid.

Los ciudadanos prefieren los paisajes que combinan naturaleza con infraestructura construida

Un estudio pionero analiza las fotografías compartidas por los ciudadanos en las redes sociales para evaluar la consideración estética de los paisajes naturales.

Las pesquerías artesanales cogestionadas favorecen mejoras sociales y ecológicas

El modelo de cogestión de las pequeñas agrupaciones de pescadores contribuye a una mayor abundancia y hábitats de las especies.

El ICTA-UAB diseñará una estrategia de prevención de incendios forestales para el Montseny de forma participativa y consensuada

Científicos del Institut de Ciència i Tecnologia Ambientals de la Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB) diseñarán una estrategia de prevención de incendios forestales en la Reserva de la Biosfera del Montseny elaborada de manera consensuada mediante un proceso de participación ciudadana.

Nace El Observatorio del Besòs: un proyecto de seguimiento de la calidad de los sistemas fluviales de la cuenca

La Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) a través del Institut de Ciència i Tecnologia Ambientals (ICTA-UAB), y el Consorci Besòs Tordera evaluarán el estado de calidad a largo plazo de la cuenca del Besòs gracias a la creación de la Observatorio del Besòs.

Los cambios en la circulación atlántica provocan que el agua con menos oxígeno invada el Golfo de Saint Lawrence de Canadá

El Golfo de Saint Lawrence ha experimentado un calentamiento y pérdida de oxígeno más rápida que cualquier otro océano del planeta.

El cambio climático modifica la composición de los arrecifes

Los corales devastados por el cambio climático son substituidos de forma natural por otras especies como las gorgonias, menos eficientes como sumideros del CO2 de la atmósfera.

El ICTA-UAB ofrece el primer máster en "Ecología Política. Decrecimiento y Justicia Ambiental"

El Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales (ICTA-UAB) pone en marcha el máster en "Ecología Política.

Un estudio pionero analizará los efectos de los bosques sobre la salud humana

Un grupo de voluntarios participa en un estudio experimental del ICTA-UAB para analizar los efectos potenciales que tienen los bosques sobre la salud humana.

La basura acumulada en las playas de las islas del Mediterráneo se triplica durante el verano

El Institut de Ciència i Tecnologia Ambientals de la Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB) ha analizado y cuantificado los residuos generados por el turismo en ocho islas del Mediterráneo, en el marco del proyecto europeo BLUEISLANDS.

Mapean la vitalidad urbana de Barcelona

Investigadores de la UAB han cartografiado Barcelona y 9 municipios de su alrededor con una nueva metodología, que aplica las ideas de la activista del urbanismo Jane Jacobs sobre cómo tienen que ser las ciudades para ser espacios vitales.

La intensificación agrícola no es un buen "plan" de desarrollo sostenible

Los planes que abogan por la intensificación agrícola como medida para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) no tienen resultados positivos por igual a nivel social y ecológico, según un estudio en el que participa el ICTA-UAB.

Los planes de “verdificación” de las ciudades deben contemplar criterios de igualdad social

Las ciudades que no contemplen criterios de igualdad social en sus estrategias políticas para hacer más verde y ecológico su entorno urbano no lograrán la sostenibilidad a largo plazo, y se arriesgan a crear sólo enclaves verdes destinados a la élite social.

El ICTA-UAB alerta de una nueva plaga invasora de un escarabajo asiático en Catalunya que acaba con las moreras

Un estudio del investigador del ICTA-UAB y del Departament d’Agricultura, Víctor Sarto i Monteys ha identificado en la provincia de Barcelona la presencia de una especie procedente de Asia que podría extenderse hacia el resto de Europa.

Más de 120 investigadores del ICTA-UAB abordan en un simposio los retos ambientales, y especialmente los derivados del cambio global...

El Institut de Ciència i Tecnologia Ambientals de la Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB) acogió los pasados días 16 y 17 de mayo su 1er Simposio de Primavera en el que se abordaron algunos de los principales retos ambientales y de sostenibilidad.

La transición a una economía baja en carbono requerirá más recursos renovables de lo que se creía

Un estudio del ICTA-UAB analiza las consecuencias en los estilos de vida que tendrá la sustitución de los combustibles fósiles por energías más limpias.

El cambio climático amenaza las reservas de carbono de las praderas marinas más grandes del mundo

Las praderas de fanerógamas marinas de Shark Bay, un punto clave para el secuestro de carbono, sufren pérdidas alarmantes tras una devastadora ola de calor marina, según un estudio en el que participan investigadores del ICTA-UAB.

Las poblaciones indígenas del Amazonas cazan y consumen animales que se alimentan en zonas contaminadas por vertidos petroleros

Un estudio del ICTA-UAB y del Departamento de Sanidad y Anatomía Animales de la UAB demuestra que las principales especies que cazan los indígenas de la selva amazónica de Perú ingieren agua y tierra contaminadas por hidrocarburos y metales pesados.

La app Planttes alerta del riesgo de alergia en las diferentes calles de las ciudades

La App Planttes es una herramienta de ciencia ciudadana que emplaza a los usuarios a identificar y ubicar sobre el mapa la presencia de plantas alergénicas e indicar su estado fenológico.

Éxitos del ICTA-UAB: cinco proyectos ERC en dos años

El Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales de la Universidad Autónoma de Barcelona (ICTA-UAB) ha recibido cinco ayudas del Consejo Europeo de Investigación (ERC) en dos años, lo que supone el 10% de las ayudas otorgadas por esta institución en Catalunya durante el periodo de final del 2015 a final del 2017. Estos cinco proyectos supondrán la contratación de más de 30 investigadores doctorales y postdoctorales.

Nueva 'Guía de Bienvenida' al ICTA-UAB

Ya tenéis a vuestra disposición la nueva 'Guía de Bienvenida' del ICTA-UAB. El documento pretende ayudarle a descubrir los fundamentos del programa de doctorado, la estructura de ICTA-UAB, etc.
Noticias
El cambio climático amenaza las reservas de carbono de las praderas marinas más grandes del mundo

Fecha: 2018-03-19

Canvi climàtic amenaça les reserves de carboni més grans del planeta


Las praderas de fanerógamas marinas de Shark Bay, un punto clave para el secuestro de carbono, sufren pérdidas alarmantes tras una devastadora ola de calor marina, según un estudio en el que participan investigadores del ICTA-UAB.

La pérdida de las praderas marinas habría supuesto la liberación a la atmósfera de 9 millones de toneladas métricas de CO2 que se encontraban secuestradas.

En verano de 2010-2011 Australia Occidental experimentó una ola de calor marina sin precedentes que elevó la temperatura del agua entre 2 y 4°C por encima de la media durante más de 2 meses provocando la defoliación de Amphibolis antárctica, la fanerógama marina dominante en la icónica bahía de Shark Bay, Patrimonio de la Humanidad. Investigadores del Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales de la Universidad Autónoma de Barcelona (ICTA-UAB), en colaboración con científicos de Australia, España, Malasia, Estados Unidos y el Reino de Arabia Saudita, alertan sobre las importantes emisiones de dióxido de carbono (CO2) provocadas por la pérdida de estas praderas de fanerógamas marinas (también conocidas como pastos marinos) después del acontecimiento climático en la bahía de Shark Bay, uno de los ecosistemas de praderas marinas más grandes del mundo.

Durante los tres años posteriores al evento, la pérdida de las praderas marinas en Shark Bay habría liberado hasta 9 millones de toneladas métricas de dióxido de carbono (CO2) a la atmósfera. Esta cantidad equivale aproximadamente a la producción anual de CO2 de 800.000 hogares, dos centrales eléctricas de carbón o 1.600.000 automóviles durante 12 meses. Potencialmente, hizo aumentar las emisiones anuales estimadas por los cambios de usos del suelo en Australia hasta un 21%.

La investigación liderada por el ICTA-UAB y la Edith Cowan University (ECU) y publicada en Nature Climate Change ha estimado que las praderas de fanerógamas marinas de Shark Bay contienen una de las mayores reservas de carbono que se registran en ecosistemas de este tipo, debido a su gran extensión, y contienen hasta el 1,3% de todo de carbono orgánico secuestrado en los pastos marinos de todo el mundo.

Los investigadores colaboradores del Departamento de Biodiversidad, Conservación y Atracciones de Australia Occidental cartografiaron la extensión de praderas en un 78% del Parque marino dentro de la zona de Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO en 2014, y encontraron que su extensión se había reducido en un 22% en comparación con cartografías de 2002. Esto equivale la pérdida de 1.000 km2 de pastos marinos que ocuparían 10 veces la superficie de Barcelona ciudad.

"Las pérdidas generalizadas el verano de 2010/11 no tienen precedentes. Aparte de una pérdida neta en extensión, las praderas supervivientes vieron reducida su densidad. El área de praderas densas pasó del 72% en 2002, al 46% en 2014" explica  Ariane Arias-Ortiz, doctoranda en el ICTA-UAB y primera autora del trabajo.

"Esto es significativo, porque las praderas marinas son sumideros de CO2. Absorben y almacenan CO2 en los suelos donde crecen y en su masa vegetal, este proceso se conoce como biosecuestro. El carbono que es almacenado en los suelos potencialmente permanecerá allí durante miles de años, siempre que estas praderas no se degraden ", explica el profesor Pere Masqué, coautor del estudio e investigador del ICTA-UAB y del Departamento de Física de la UAB.

El Dr. Oscar Serrano, investigador de la ECU y también coautor del estudio, explica que "cuando se produce un evento como el de Shark Bay, no sólo se pierden las praderas como sumideros de CO2, sino que el carbono acumulado durante miles de años se libera a la atmósfera en forma de CO2 durante la descomposición de la materia orgánica almacenada en los suelos de las praderas".

"Aunque las praderas marinas son susceptibles a la restauración, sin duda lo que deberíamos evitar es la pérdida de éstas desde el inicio, ya que las emisiones de CO2 debidas a la degradación de estos ecosistemas superan con creces la capacidad de secuestro de carbono de las praderas intactas", concluye Ariane Arias-Ortiz.

"Con el aumento en la frecuencia y la intensidad de los eventos climático extremos bajo un escenario de cambio global, la permanencia de estas reservas de carbono se ve comprometida, enfatizando aún más la importancia de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y de la necesidad de implementar estrategias de conservación para evitar retroalimentaciones climáticas adversas".

Para llevar a cabo el estudio, los investigadores muestrearon in situ 50 praderas y modelizaron la pérdida de carbono del suelo después del evento para poder estimar las posibles emisiones de CO2.

Anticipémonos a eventos climáticos futuros
Mientras que el Plan de gestión de reservas marinas de Shark Bay 1996-2006 ofrece protección y soluciones contra amenazas locales, tales como el aumento de la pesca y las aportaciones de nutrientes de la industria, la agricultura y el turismo, actualmente no hay ningún plan para afrontar amenazas globales como futuras olas de calor.

"Necesitamos entender mejor cómo las praderas marinas, especialmente aquellas que viven en zonas con riesgo de estrés térmico, responderán a las amenazas provocadas por el cambio global, de forma directa o a través de interacciones con presiones locales", dice el profesor Paul Lavery, investigador de la ECU y también coautor. "Hemos visto lo rápido que se pueden producir las pérdidas y, una vez destruidas las praderas, la capacidad de recuperación es limitada y lenta, y depende en gran medida de la llegada de semillas o plántulas ", añade. 

Las acciones para futuras catástrofes podrían incluir la eliminación de restos vegetales del agua y playas para evitar el crecimiento de algas y fitoplancton que atenúan la luz y consumen el oxígeno del agua. Si las praderas se pierden, la restauración de las praderas es también una alternativa y su efectividad está siendo estudiada actualmente por el Prof. Kendrick de la University of Wester Australia y coautor de este estudio. 

'A marine heat wave drives massive losses from the world’s largest seagrass carbon stocks’ is published in Nature Climate Change. https://www.nature.com/articles/s41558-018-0096-y

 

Actividades ICTA