ICTA-UAB economist Joan Martínez Alier wins the Balzan Prize for Environmental Challenges

Economist Joan Martínez Alier from the Institute of Environmental Science and Technology  of the Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB) is one of the winners of the 2020 Balzan Prize in the category of "Environmental Challenges: Responses from the Social Sciences and Humanities".

Indigenous People Essential to Understanding Environmental Change

An international research involving ICTA-UAB scientists shows how local and indigenous knowledge can help manage ecosystems and wildlife.

New publication in the MAGIC project takes a critical look at circular economy

With the world’s attention focussed on COVID-19, issues that were in the forefront of public concern just a few months ago seem to have magically disappeared.

Economic Benefits of Protecting 30% of Planet’s Land and Ocean Outweigh the Costs at Least 5-to-1

First-of-its-kind report involving ICTA-UAB researcher shows the global economy is better off with more nature protected.

ICTA-UAB awarded the "María de Maeztu” Unit of Excellence Award for the second consecutive time

The Institute of Environmental Science and Technology of the Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB) has been accredited a Maria de Maeztu Unit of Excellence Award for the second consecutive time by the Spanish Ministry of Science and Innovation.

Proyecto experimental de agricultura urbana, local y tradicional en Sabadell

El ICTA-UAB y el Ayuntamiento de Sabadell constituyen la comunidad FoodE, que reúne a todos los actores implicados en el sistema de producción alimentaria de la ciudad y en esta iniciativa.

What do we breathe when in the forest?

For the first time, a study characterizes the forest chemistry of the air under the canopy of a Mediterranean holm oak forest and detects maximum concentrations in July and August.

Catalonia's Scientific Contributions to Fighting Covid-19

Sixty ICREA researchers, including Isabelle Anguelovski of the ICTA-UAB, lead more than a hundred research activities on Covid-19.

Academia in the Time of COVID-19: Towards an Ethics of Care

                                                                                                                                                                       .

Computer Platform Gives Visibility to Catalonia's Small Villages

A research team from the UAB, in collaboration with the Association of Microvillages of Catalonia, has created a Geographic Information System (GIS) for Active and Sustainable Hamlets (GISASH), which gathers information on the state of and services offered by the more than 330 municipalities in Catalonia with fewer than 500 inhabitants.

Environmental justice defenders victims of violence and murder

Grassroots movements halt environmental degradation in up to 27% of environmental conflicts worldwide, according to a study by the ICTA-UAB.

Technological changes and new low-carbon lifestyles, key to mitigating climate change impacts

In order to mitigate climate change impacts and achieve a more sustainable society, it is necessary to transform the current energy system based on fossil fuels into a model based on renewable energies.

Exploring climate change impacts through popular proverbs

Members of an irrigation community doing maintenance work in an acequia de careo (irrigation canal built at the top of the mountain) to improve the circulation of water for irrigation and human consumption.

Neolithic vessels reveal dairy consumption in Europe 7,000 years ago

Pottery from the site located in Verson (Francia) analysed during the research (Picture by Annabelle Cocollos, Conseil départemental du Calvados ou CD14 publicada en Germain-Vallée et al.

Economic growth is incompatible with biodiversity conservation

A study involving more than 20 specialists in conservation ecology and ecological economics highlights the contradiction between economic growth and biodiversity conservation.

Power struggles hinder urban adaptation policies to climate change

Transformative actions implemented by cities to address and mitigate the impacts of climate change may be hindered by political struggles for municipal power.

Analysis of tropical fire soot deposited in the ocean will help predict future global climate changes

The ICTA-UAB begins a scientific expedition in the Atlantic Ocean to collect dust and smoke samples from the fires of tropical Africa deposited in marine sediments.

Red coral effectively recovers in Mediterranean protected areas after decades of overexploitation

Protection measures of the Marine Protected Areas have enable red coral colonies (Corallium rubrum) to recover partially in the Mediterranean Sea, reaching health levels similar to those of the 1980s in Catalonia and of the 1960s in the Ligurian Sea (Northwestern Italy).

Sub-national “climate clubs” could offer key to combating climate change

‘Climate clubs’ offering membership for sub-national states, in addition to just countries, could speed up progress towards a globally-harmonised climate change policy, which in turn offers a way to achieve stronger climate policies in all countries.
News
El ICTA-UAB participa en el proyecto que habilitará 10 escuelas de Barcelona como refugios climáticos

Date: 2019-06-12

 

El Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales de la Universidad Autónoma de Barcelona (ICTA-UAB) es una de las instituciones impulsoras de un proyecto que habilitará 10 escuelas de Barcelona como refugios climáticos para disminuir el impacto de las altas temperaturas del verano, espacios que estarán abiertos a todos los ciudadanos.

Las ciudades tienen el desafío de prepararse para hacer frente a altas temperaturas que, según las proyecciones climáticas, afectarán a la ciudad de Barcelona y especialmente a los colectivos más vulnerables como los niños y los ancianos.

El Ayuntamiento de Barcelona ha sido reconocido por el Urban Innovation Action (UIA) de la Comisión Europea por el proyecto "Adaptación climática en las escuelas azul, verde y gris". La UIA es una iniciativa que tiene como objetivo encontrar y probar nuevas soluciones para retos del desarrollo urbano sostenible que resulten relevantes para el conjunto de los miembros de la Unión Europea. El proyecto de Barcelona ha recibido una subvención FEDER de 4M € (más 1M € de aportación municipal) y el compromiso es llevarlo a cabo durante el periodo de 2019 y 2022.

En este proyecto participan el Ayuntamiento de Barcelona, el Consorci d’Educació de Barcelona, Barcelona Cicle de l’Aigua SA (BCASA), Agència de Salut Pública de Barcelona (ISPB), l’ ICTA-UAB, ISGlobal y la escuela Vila Olímpica. Otras áreas del Ayuntamiento como el Institut Municipal d’Educació de Barcelona (IMEB), o la Agència d’Energia también participan muy activamente.

El proyecto presentado plantea intervenir en las escuelas con un paquete de medidas azules (incorporación de puntos de agua de diversas tipologías en los patios), verdes (espacios de sombra también a los patios) y grises (intervenciones sobre los edificios para mejorar su el aislamiento o generar energía). De estas mejoras podrán disfrutar la ciudadanía ya que los patios permanecerán abiertos durante el verano.

El proyecto también tendrá una vertiente pedagógica dado que los niños y niñas participarán en el diseño de soluciones climáticas y en la evaluación de las acciones. Paralelamente, varios centros de investigación evaluarán científicamente los resultados de las intervenciones en términos de salud y rendimiento escolar.

El Consorci d’Educació de Barcelona ha realizado una convocatoria extraordinaria en todas las escuelas públicas de primaria de la ciudad. Se han presentado 45, de las cuales se han seleccionado 10, una por cada distrito de la ciudad. Para la selección de las escuelas se han tenido en cuenta criterios climáticos (grado de exposición al calor, cobertura de verde), intensidad de uso de las instalaciones, estado de la edificación y consumos energéticos, estado de los patios, etc.

El Consorcio ha seleccionado 10 centros en función del grado de exposición al calor de las instalaciones, zona verde, intensidad de uso de las instalaciones, consumo energético y estado de los edificios y del patio. Los 10 centros escogidos son Cervantes (Ciutat Vella), Els Llorers (Eixample), Ramon Casas (Sants-Montjuic), Itaca (les Corts), Poeta Foix (Sarrià-Sant Gervasi), Rius i Taulet (Gràcia), Font d’en Fargues (Horta-Guinardó), Antaviana (Nou Barris), Can Fabra (Sant Andreu) i Poblenou (Sant Martí). 

Además de estas 10 escuelas también se actuará en la escuela Vila Olímpica que forma parte como socia del proyecto desde su redacción.

El Ayuntamiento de Barcelona convocará a las comunidades educativas de las escuelas seleccionadas como refugio climático para concretar la propuesta, la metodología, los compromisos del centro educativo, las fases del proceso. A partir de septiembre de 2019 se hará una formación para todos los maestros de 5º de las escuelas participantes que serán los que liderarán el proyecto.

Asimismo, desde el Secretariado Permanente del UIA incentiva la colaboración entre el proyecto de Barcelona; y el proyecto OASIS de París, también aprobado en la misma convocatoria de proyectos centrados en la adaptación al cambio climático y que igualmente intervendrá en escuelas.

Esta actuación se enmarca en las acciones del Programa "Escuela Respira" que pone en el centro la población infantil e impulsa nuevas actuaciones en los entornos escolares y se refuerzan otros ya existentes para la disminución de la contaminación en las escuelas y la mejora en la sensibilización sobre la problemática de la contaminación a la población escolar.

Este proyecto de adaptación de las escuelas al cambio climático se inscribe dentro del Pla Clima de Barcelona y sus líneas de actuación sobre espacios de refugio climático.
 
Pla Clima de Barcelona
Según el último informe del IPPC sobre el cambio climático se estima que "la humanidad tiene 12 años para evitar un desastre ambiental catastrófico". El año pasado ha sido el cuarto más cálido desde 1850 y en los próximos cinco años se prevén temperaturas récord en las grandes ciudades.

En Barcelona, el Ayuntamiento ha estudiado cómo nos está afectando el cambio climático. Según nuestros informes, si no se hace nada, en 2050 tendremos 2ºC más y el 2100 3ºC más. En cambio, si se actúa a nivel mundial, en Barcelona subirían 1,6ºC de temperatura en 2050 y 1,7ºC el 2100. También afectará a la precipitación. En el escenario pasivo, tendremos un 26% menos de precipitación y en el "comprometido", un 14% menos de agua. Lloverá menos pero más concentrado. Sólo este año hemos tenido un episodio de prealerta por sequía; 10 episodios de lluvias intensas, 4 de lluvias torrenciales y 7 por insuficiencia drenante y 2 episodios de ola de calor. Esto tendrá efectos en las olas de calor, en la disponibilidad de agua, en el riesgo de inundaciones, en la salud de las personas, etc. Pero tendrá efectos especialmente en las personas más vulnerables al calor: niños y personas mayores.

Barcelona está preparada. Barcelona tiene el Pla Clima, alineado con los objetivos de París, y que incluye medidas de mitigación (pretende reducir un 45% las emisiones de GEI en 2030 respecto 2005 y ser neutro en carbono en 2050), de adaptación (incrementará 1,6Km2 de verde), de justicia climática (0 pobreza energética) y de impulso a la acción ciudadana (1,2M € en proyectos colaborativos).
 
Para más información:
http://lameva.barcelona.cat/barcelona-pel-clima/ca/plan-clima/que-es-el-pla-clima
https://www.uia-initiative.eu/en/uia-cities/barcelona-call3

ICTA's Activities